domingo, 26 de octubre de 2008

Palma datilera


Nombre científico: Phoenix dactylifera
Nombre común o: Palmera datilera, Fénix, Datilera, Palma común, Palmera común, Támara, Datilero, Palma de dátiles, Palma datilera
Familia:Arecaceae

Descripción: Imponente palmera con el tronco muy esbelto, de hasta 30 m de altura, cubierto vistosamente por los restos de las vainas de las hojas caídas. Las hojas, reunidas como máximo en número de 20-30 formando una corona apical, son pinnadas, de hasta 6 m de largo, las superiores ascendentes y las inferiores recurvadas hacia el suelo, con segmentos coriáceos, lineares, rígidos y punzantes, de color verde glauco.Flores dioicas (separados los sexos en distinto árbol), blancas, olorosas, en inflorescencias sobre un péndulo largo, en espata (vaina que cubre las inflorescencias), alargadas. Florece en primavera.
Frutos dátil alargado, que mide de 2,5 a 8 cm, al principio de color amarillo o anaranjado y posteriormente castaño rojizo, con un solo hueso, muy duro y con un profundo surco longitudinal.Los frutos maduran en otoño, al año siguiente al de la floración.
Empieza a fructificar hacia los 12 o 15 años de edad, y lo hace abundantemente hasta los 60-80.
La palmera tiene una vida media de 250 a 300 años.
Se utiliza mucho como planta ornamental.
Comercialmente importante como productor de dátiles, Phoenix dactylifera es extremadamente tiene muchas variedades debido a la gran cantidad de cultivos, que son propagados por animales o cada vez más in vitro.
Para que los frutos alcancen la completa maduración necesitan temperaturas muy elevadas (40ºC) y gran disponibilidad de agua, por lo que a veces constituyen un cultivo de regadío.
Palmera muy rústica y resistente a todo tipo de suelos siempre que tenga humedad y a la cercanía del mar. Se utiliza aislada, en grupos formando palmerales o en alineaciones.
Sus frutos, los dátiles, son muy nutritivos y constituyen la base de la alimentación de muchas regiones del norte de África, y suroeste de Asia, por lo que es uno de los vegetales más útiles del mundo.Puede tener una producción de 100 kilos por año y árbol. La savia de la palmera produce una bebida llamada Lagmi, muy apreciada por los habitantes de los oasis. Un pie da diariamente 15 litros de esta bebida, pero muere a los dos años de tratamiento.
En la zona de Elche, sus hojas se aprovechan especialmente con destino al Domingo de Ramos.De los dátiles se extrae un líquido utilizado como emoliente para ablandar y suavizar las vías respiratorias. De la savia se obtiene por fermentación el vino de palma, del cual se produce mediante destilación el aguardiente llamado "arrack". En épocas de carestía económica se han llegado a utilizar los huesos de los dátiles como sustitutivos del café.
Esta palmera, muy importante desde la antigüedad, era considerada por los egipcios símbolo de la fertilidad, los cartagineses la estamparon en su moneda y en los monumentos, y los griegos y romanos la utilizaron como ornamento para las celebraciones triunfales.En la tradición cristiana las hojas representan la paz y recuerdan la entrada de Jesús en Jerusalén. Estas hojas, llamadas simplemente palmas, fueron en la Antigüedad un símbolo de la victoria. Pueden verse en grabados de medallas como indicación de la conquista de alguna ciudad.Era costumbre además otorgar una palma a los atletas y corredores de carros triunfadores.
CULTIVO :Su adaptabilidad a una amplia gama de climas. Requiere un clima cálido, con sol abundante y suelo no demasiado seco. Resiste heladas de hasta -10ºC. Con -4ºC las hojas empiezan a "quemarse".
Ideal para avenidas costeras porque no le afecta las brisas salinas, ni el agua salobre.La palmera datilera es la especie frutal de mayor tolerancia a la salinidad. No obstante, el crecimiento y la calidad del dátil disminuye en suelos muy salinos. Vegeta con dificultad en suelos apelmazados con deficiencias en la evacuación de agua. Resiste suelos encharcados durante más de 2 meses. Excelente resistencia a la sequía, no en vano, crece en los desiertos.
Trasplante:Al contrario que la Canariensis, la Palmera datilera es muy resistente al transplante. Incluso lo admite "a raíz desnuda", pero no es lo recomendable, sino con cepellón.
Multiplicación: La propagación se hace por semilla o por hijuelos. En las plantaciones comerciales la mayoría de los árboles son hembras, pero se necesitan unos cuantos árboles machos para la polinización. Las plantas producidas por semillas producen igual cantidad de palmas masculinas y femeninas, de las cuales solo las últimas son valiosas desde el punto de vista productivo. Los árboles hembras procedentes de semilla producen frutos de tipo variable y por lo general inferior, de modo que el cultivador comercial tiene escaso interés en árboles procedentes de semilla, prefiriendo las variedades clonales superiores denominadas, aunque estas últimas tengan que propagarse vegetativamente por hijuelos.
Las semillas de dátil germinan con facilidad.Es mejor tenerlas en remojo hasta que germinen que plantarlas directamente en tierra.Coges el hueso lo lavas con un cepillito para quitarle una especie de funda transparente que protege la semilla (enseguida se desprende) y lo sumerges en agua y los 15 días más o menos germina. A veces si no se ha limpiado bien esa capa se forma como una especie de pelusilla, entonces se limpia y se cambia el agua. Una vez que la raíz que aparece tiene un centímetro las pones en tierra, y enseguida salen hojitas.Hay que tener paciencia porque el crecimiento es muy lento.
Las variedades comerciales de palmera datilera se propagan por medio de hijuelos.La palmera datilera es una de las pocas palmeras que se cultivan extensamente por sus frutos, que producen hijuelos y que por tanto se pueden propagar como clones.Los hijuelos salen de yemas axilares cerca de la base del árbol. Si están cerca del suelo, después de 3 a 5 años en el árbol madre formarán raíces en el terreno. Los hijuelos grandes bien enraizados, con un peso de 20 a 50 kg tienen más probabilidades de desarrollarse que los hijuelos pequeños. Otros hijuelos, colocados más arriba en el tronco, pueden hacerse enraizar amontonando tierra en sus bases.
Los hijuelos sin raíz que salen más arriba en el tallo, se pueden cortar y hacerse enraizar en el vivero, aunque en porcentajes relativamente bajos. Se requiere considerable habilidad para cortar en forma apropiada un hijuelo de palma datilera. El suelo que se encuentra alrededor de la palmera se debe regar bien varios días antes de la separación para asegurarse que buena parte de la tierra que rodea a las raíces queda adherida a ellas.Al hijuelo enraizado se le quita la tierra de su alrededor alrededor de sus raíces, una bola de tierra húmeda tan grande como sea posible. En cada lado se debe exponer la conexión con el árbol madre, removiendo para ello la fibra y las bases viejas de hojas. Para cortar el hijuelo se usa un cincel especial, con un lado plano y otro biselado. El primer corte se hace en el lado de la base del hijuelo más cercano al tronco principal.El lado biselado del cincel se coloca hacia el árbol madre, lo cual produce un corte liso y neto en el hijuelo.

Para remover el hijuelo puede bastar un solo corte, pero generalmente para lograrlo se necesitan uno o más cortes en cada lado.
El hijuelo nunca se deberá arrancar, sino siempre se debe cortar netamente.
Una vez removido se debe manejar con todo cuidado y plantarse tan pronto como sea posible teniendo cuidado de que no se sequen las raíces.
Si los hijuelos no se necesitan como material de propagación deben de eliminarse para que no consuma reservas al un tronco único.
Las ventajas de la propagación por hijuelos son las siguientes:
Las plantas obtenidas son iguales a la planta madre.

El fruto de hijuelo es de la misma calidad que el fruto de la planta madre.

El hijuelo da fruta en 3-4 años.

Propagación in vitro.

Mediante el cultivo de meristemos usando unas instalaciones especiales, no a nivel de aficionado.

Ventajas respecto a otros tipos de multiplicación:Las plantas obtenidas están libre de virus y enfermedades. Son idénticas a la planta madre.
El 100% de las plantas son hembras.
Entrada rápida en producción
En la organogénesis in vitro de la palmera datilera: las yemas axilares, con desarrollo normalmente floral, y el meristemo terminal de la palmera datilera adulta engloban su potencial meristemático, el cual es empleado en organogénesis in vitro.
La extracción de las yemas axilares ha permitido su estudio histológico, en el cual ha mostrado su estructura meristemática sencilla sin rasgos de diferenciación.

El cultivo de estas yemas axilares, con una fase inicial en medio líquido, han dado lugar al desarrollo mayoritariamente floral con, a veces, mezclas de estructuras vegetativas y florales.Algunas yemas, aunque pocas, tiene un desarrollo exclusivamente vegetativo.Todos estos resultados han demostrado que la determinación floral de este tipo de explanto no es absoluta; presentando un enorme interés para la investigación sobre la organogénesis de la palmera datilera.